domingo, 5 de mayo de 2013

8 Frases del Gran Gatsby | Fitzgerald

1. Bueno, la niña tenía menos de una hora y Tom estaba Dios sabe dónde. Me desperté de la anestesia con una sensación de profundo abandono, y le pregunté a la enfermera si era niño o niña. Me dijo que era una niña, y volví la cabeza y me eché a llorar. «Estupendo», dije, «me alegra que sea una niña. Y espero que sea tonta. Es lo mejor que en este mundo puede ser una chica: una tontita preciosa». Ya ves, creo que la vida es terrible —continuó, muy convencida—. Todo el mundo lo piensa, las personas de ideas más avanzadas. Y yo lo sé.


2.  El profundo sueño del vino.

3. Todos jóvenes, ricos y desenfrenados.


4. Es una gran ventaja no beber entre gente que bebe mucho.

5. Hay una cosa segura, más segura que ninguna: los ricos hacen dinero y los pobres hacen… niños. En las horas muertas, entre rato y rato.

6. No hay fuego ni frío que pueda desafiar a lo que un hombre guarda entre los fantasmas de su corazón.

7. Bebimos alegría nerviosa con la cerveza fría.

8. Gatsby creía en la luz verde, el futuro orgiástico que año tras año retrocede ante nosotros. Se nos escapa ahora, pero no importa, mañana correremos más, alargaremos más los brazos y llegarán más lejos… Y una buena mañana… Así seguimos, golpeándonos, barcas contracorriente, devueltos sin cesar al pasado.


El gran Gatsby | Francis Scott Fitzgerald

No hay comentarios: